La atleta del BM Bilbao opta a uno de los tres billetes para Río al parar el crono en 2h 31´45″.

Azucena Díaz ha demostrado que todos los sueños son posibles si se persiguen con trabajo y valentía. La atleta del BM Bilbao apostó por Rotterdam para cumplir el suyo: ganarse una plaza olímpica y desde hoy está más cerca de conseguirlo. Después de una temporada donde ha ido recompensado los malos momentos de una lesión con victorias y puestos importantes, como la cuarta plaza en el medio maratón de Santa Pola y la cuarta en el Campeonato de España de Calatayud, Azucena ha encontrado en el maratón holandés la meta esperada para su esfuerzo.

En un circuito que ya conocía y que se adaptaba a sus condiciones, un tiempo con máximas de 15 grados que añadía más posibilidades a su reto y sobre todo, un trabajo previo desde hace meses para resistir los 42km y 195 metros, Azucena ha terminado quinta justo cuando el marcador la situaba por debajo de las 2h33 minutos que le pedían para pedir un billete a Río. Y esa posibilidad ya la tiene en su mano, porque no sólo no ha bajado la mínima sino que ha parado el reloj en 2h 31¨45″. Ahora toca esperar para ver si de aquí a los Juegos alguna atleta se atreve a modificar el actual podio, de momento Azucena disfruta de la sensación de sentirse olímpica junto a Paula González y Estela Navascués.

 

A %d blogueros les gusta esto: