• Gema Barrachina vuelve a vestirse de corto este Domingo en Madrid después de un año parada por maternidad.

Hace un año dejaba  el deporte profesional para vivir una nueva etapa y distintas emociones. Gema Barrachina sabe lo que es estar en lo más alto del podio en pista y en cross y está descubriendo estos meses que la carrera más complicada y emocionante es la que arranca cuando eres madre. Hace cuatro meses Ona llegó a su vida y desde entonces ha ido aprendiendo a compaginar su cuidado con la vuelta a su otra pasión, el atletismo. Y el momento  de la reaparición llega este Domingo, justo donde lo dejó. En esta ocasión para ayudar al equipo en el cross corto. Gema ya tiene el billete a Madrid sacado y las maletas preparadas, dentro ha metido  mucha ilusión por volver a verse en la línea de salida y curiosidad por saber  cómo llegará a la meta.

¡Este Domingo reaparición! Nerviosa, contenta..  ¿cómo  te sientes?

Es un cúmulo de sensaciones: efectivamente algo nerviosa y con incertidumbre porque es la primera competición y no se trata de cualquier cross sino nada menos que el Cto.de España por clubs, también ilusionada de ver que voy a volver a ponerme en un cajón de salida junto a mis compañeras del club atletismo Bilbao, es el primer viaje desde que nació Ona…

Hace cuatro meses que Ona llegó a tu vida ¿ cómo ha cambiado?

Cambia mucho la perspectiva que tienes de la vida y las prioridades de antes no son las de ahora. Las decisiones que tomo ya no son en base a lo que me conviene a mí, a mi profesión y mi pareja. Como en todas las familias, estoy mucho más atareada, duermo menos y descanso menos; pero paulatinamente estoy consiguiendo encajar esta nueva faceta de mamá con el resto de actividades y aunque Ona es lo primero, gracias a la ayuda de José y mi familia puedo estar compaginándolo de nuevo con los entrenamientos.

No ha pasado mucho tiempo ¿ha sido difícil volver a entrenar? ¿da  más pereza salir a rodar?

Durante la cuarentena con el giro de 360º que dio mi vida veía imposible entrenar. Al principio comencé haciendo elíptica en casa delante del cuco, después salía a trotar con Ona en un carrito adaptado para hacer running y así poco a poco fui “disciplinando” las salidas hasta que comencé a entrenar con más normalidad y retomar en parte mi rutina como atleta. Lógicamente y, aunque me repita, esto sin el apoyo con el que cuento hubiera sido imposible.

Me imagino que has seguido los éxitos del equipo  ¿cómo lo ves esta temporada? ¿ qué te parecen los refuerzos?

Los refuerzos han sido acertadísimos. Zulema y Tania son dos atletas de gran calidad y sobretodo muy luchadoras, la prueba más evidente es que otro año más el club sigue estando entre los mejores clubs europeos. Siempre lo he mantenido, somos un club muy equilibrado y con ellas dos se ha logrado mantener esta línea.

¿Has sentido “envidia sana” al ver a tus compañeras en el podio del Europeo ?

Envidia no era, era alegría pura y dura, era alivio y satisfacción de saber que han podido seguir estar en lo más alto (con lo que ello supone para el club) en un año que se antojaba complicado por las bajas que había y por las condiciones donde se celebraba el campeonato.

¿Nos puedes contar cómo es un día de tu vida, para saber cómo se pueden compaginar los estudios, con la cría y los entrenamientos ?

Milla Internacional de Bilbao 2014Como por ahora sigo dándole pecho, paso la mayor parte del día cerca de ella.Por las mañanas es cuando aprovecho para hacer la sesión de entrenamiento tras dejar a Ona lista a mi madre. Al regresar comemos y ya todo lo que queda de día se lo dedico a ella. A veces tiene sueño tras la comida y nos dormimos juntas la siesta, otras veces la entretengo con juegos y mimos hasta la hora de salir a pasear con Pipa (nuestra perrita), si toca salir a hacer compra o algunos recados vamos juntas o nos ponemos vídeos de música que le encantan o a jugar con muñecos y así hasta la hora del baño, masaje y la cena. Hay tardes que duerme ratitos y puedo ir haciendo algo del Trabajo de Fin de Grado (que es lo único que me falta para acabar por fin la carrera). Y las noches, bueno, jajaja, hay de todo, de las que duerme 6h o de las que cada 2h-3h se despierta; pero sorprendentemente lo llevo bastante bien y no voy sonámbula durante el día.

¿Cómo se planifican esas sesiones después del parto para recuperar el nivel lo antes posible?

Al ser primeriza no sabía a lo que me “enfrentaba” tras el parto, lógicamente suelo pélvico y toda la zona se queda muy afectada y para correr es algo crucial así que cuando acabé la cuarentena me informé bien de la mano de una fisioterapeuta especializada en suelo pélvico y me mandó muchos deberes para fortalecer toda esa parte antes de lanzarme a correr a lo loco. Gracias a eso y a mucha paciencia he podido, por ahora, esquivar lesiones y otras molestias. Creo que las prisas no son buenas al principio, una vez que tienes más tono y menos peso es cuando puedes comenzar a “apretar” pero diría que los tres primeros meses tras el parto tienes que ir con mucha calma y no precipitarte en ninguna sesión.

¿Por qué has decidido que el Campeonato de cross corto era el momento para volver?

Porque creo que el club sabiendo que seguramente no podría competir con ellos esta temporada de cross 2016 ha seguido contando conmigo y es un gran gesto, lo valoro mucho. Así que si puedo ayudar en lo que sea en el cross corto, lo haré, es lo mínimo. Hace un año en este mismo Campeonato me despedía de la temporada porque ya sabía que estaba embarazada. Es muy emocionante volver un año después y empezar en el mismo cross donde lo dejé.

¿Qué sensaciones esperas recuperar, con qué estarás satisfecha?

Aunque me repita, con ayudar al club a conseguir un buen resultado y ayudar a mis compañeras del cross corto. Realmente no tengo referencias y menos en un cross de 4kms en el que hace muchos años que no disputo, el cross tampoco entiende de ritmos ni de cronos, así que lo único que espero es poder aportar mi granito de arena, lo que no me va a sorprender es sufrir y tener la sensación de ir revolucionada, para eso es mi primera competición pero de eso se trata.

Centrarme en la pista aire libre, este es un gran año, con Cto de Europa, Juegos Olímpicos…no sé cuál será mi ritmo de readaptación a la competición y al alto nivel, voy a ir haciendo lo mejor que pueda y sepa, espero que sea a tiempo para este verano pero tampoco sin convertirlo en una obligación traumática.

 

 

A %d blogueros les gusta esto: